viernes, enero 11, 2008

Gelonch restaurante (II)


Bailén 56 Barcelona T. 93.265.82.96




Mi blog tiene ya un año y medio. No sé si es mucho tiempo pero si sé que me encanta seguir con él aunque me cueste. He pensado que ya es hora de publicar alguna segunda visita a sitios a los que he vuelto, aunque sea con un comentario más breve. Y qué mejor para empezar que dar noticias agradables? Estuve en Gelonch antes del verano, no mucho después de su inauguración y publiqué un Post no demasiado elogioso.

Hace tiempo que Souver me puso sobre la pista de que el lugar había mejorado. Encantadisimo con el que suelo coincidir salió “encantado” y algunas referencias más hacían que quisiese volver.
El otro día fuimos a comer y probamos su menú de mediodía a 19.90 euros más iva.

Dos tapas para empezar, el bikini de mozzarella con trufa no tenía nada de especial mas allá de la ausencia de sabor a trufa; en cambio unas patas de conejo rebozadas, muy logradas, sabrosas y crujiente.
Como entrante probamos unas navajas a la plancha con vinagreta de pimiento asado, oliva y mango. Buen entrante en el que la vinagreta ponía un buen contrapunto a las navajas que estaban sabrosas; bien resuelto porque los dos sabores se superponían sin matarse.
Como primeros una menestra de verduras con tuétano y caldo de champiñón excelente; las verduras al dente, el caldo con mucho gusto y el tuétano le daba un punto de melosidad estupendo. El calamar con chop-suey de verduritas correcto, demasiada pimienta.
Los segundos un salmón confitado con escabeche de setas, las setas no aportaban nada pero el salmón muy delicado; el magret de pato con salsa de lichi, bien el magret , más normal la salsa.
De los postres un plátano caramelizado al ron con helado de chocolate sin ningún valor, sin duda lo peor de la comida; en cambio una crema catalana con sorbete de manzana ácida y gelatina de flor de sauco , muy bien, el sorbete amargo metido dentro de una bola de crema catalana jugaba muy bien con los sabores.
Bebí una copa de summa varietalis 2..003 estupendo. Carlos Falcó, o sus hijos en este caso, hacen grandes vinos y éste lo es también

Buen servicio, precio aquilatado, una buena experiencia.

7 comentarios:

Gourmet de provincias dijo...

Siempre es una buena noticia que un restaurante se asiente y mejore detalles. Además, ofrecer esa variedad en un menú de ese precio habla muy bien de ellos. Apuntado para cuando me toque acercarme a Barcelona.

YERGA dijo...

Amphitrión , perdona la crítica , pero ,ó eres muy mal fotografo ó esa menestra deslabazada (y con coliflor ¡¡Dios!!) con una salsa rosacea y sin tuétano, o yo al menos no lo veo, se me hace muy dificil imaginar que esté buena,.
Me lo creo porque lo dices tu, que si no....
Lo siento no se cual es el simbolo de broma

encantadisimo dijo...

Efectivamente, es una noticia agradable. Veo que cuelgas fotografías, eso está bien.

ignacio dijo...

Yerga, aceptada la broma, el fotografo era mi compañero, pero no domino el fotoshop ;)
Encantadismo como digo las fotos las hizo mi compañero de mesa. Me apeteceria hacer fotos pero tambien es verdad que hace falta dominio. Por otro lado me gusta pasar desapercibido y con las fotos no es fácil.En fin iré haciendo mis pinitos.

xavi/eslacarab dijo...

Veo Ignació que también has salido bastante satisfecho de la experiencia. Yo lo tengo pendiente para una visita de noche para probar la carta, a ver que tal. De momento el menú de mediodía, al menos, invita al intento. Bien el tema de las fotos, aunque ya veo que eso te ha provocado más críticas que el restaurante..:)

Ideafix dijo...

Acho que posso escrever em português, que me entenderão...
Adoro este blog, adoro Barcelona, adoro Madrid, adoro Espanha e adoro comer. Só me limito mesmo pelo dinheiro que posso gastar. Passo algumas temporadas em Barcelona em casa de amigos e tento ser barcelonês quando aí estou. E há sítios que não dispenso, fazem parte do meu roteiro religioso. Não sei se serão muito bons, já que nunca vos ouvi falar deles. O Quimet & Quimet (falo dele e da sua maravilhosa simplicidade no meu blog), o Cal Pep ou o Quim de la Boqueria onde como Foie e ovos!
O meu primeiro restaurante em Barcelona há muitos anos, perfeitamente casual, foi o Can Caig. Mas ficou sempre na minha memória como um dos melhores onde já comi.
Parabéns pelo blog e continue!

ignacio dijo...

Ideafix gracias por tus comentarios; las dos últimas veces que he estado en Gaig, ya hace un par de años, no salí especialmente contento pero no hay duda de su nivel.